estamos aquí

sábado, 5 de abril de 2008

Lo malo y lo bueno

- "Créame Maria, dijo el Jefe de Servicio de Menores, hemos hecho dentro de lo malo lo menos malo, refiriéndose a Daniel.

- ¿Y por qué lo malo y no dentro de lo bueno lo mejor? dijo mi marido.

- El fín no justifica los medios, dije yo.

Esto es parte de la conversación mantenida con el Delegado Provincial en Vigo da Vicepresidencia, Igualdade e do Benestar y con el Jefe de Servicio de Menores en su despacho.

Está claro, muy claro que el Sr. Jefe de Servicio admite que han hecho mal, pero al menos se justifica diciendo que han hecho lo "menos malo".

¡Pero bueno! ¿De qué estamos hablando? ¿de cosas? ¿de recetas de cocina?¿de paquetes? ¡Por Dios hablamos de niños! y en éste caso concreto de Daniel.

¿Qué pasa por la mente y los corazones de éstas personas que se dicen "Expertos Técnicos de Menores"?

¿Qué es lo que dentro de éstas personas les hace decidir hacer "lo malo" según sus propias palabras y no lo bueno a la hora de decidir el futuro de un niño?

¿Qué es lo malo? En este caso es evidente, lo que han hecho con Daniel, sacarlo, arrancarlo de forma cruel y traumática de una familia, de un hogar, y entregarlo a otra, sin tan siquiera respetar sus más elementales derechos. Hablamos de derechos humanos, de los Derechos del Niño.

Y ¿qué es lo bueno? ¿qué sería dentro de lo bueno lo mejor si realmente queremos y pensamos en el "Mayor Bien del Menor? yo veo al menos dos opciones:

En primer lugar y dadas las circustancias, edad del niño y tiempo de convivencia, lo mejor sería dejarlo donde estaba, previa consulta con la familia acogedora y en caso de que ésta aceptara, por supuesto.

Sabemos que aquí en Vigo y mientras Daniel recibía ése trato, a otro niño acogido en una familia y en las mismas circunstancias que él, de su misma edad y procedencia (Institución), parece ser que le han concedido el quedarse definitivamente en la familia de acogida y según parece por lo que dicen a quien quiere oirles, el niño ya es de ellos...

Y yo me pregunto ¿por qué a éste niño, cosa que sí nos parece maravillosa, le dan una oportunidad que le deniegan a Daniel?

¿Por qué con éste niño sí hacen dentro de lo bueno lo mejor y con Daniel lo malo y peor?

¿Es que no estamos en un Estado que tiene una Constitución donde dice que todos somos iguales?

¿Es que no se llama aquí en Galicia, Vicepresidencia da Igualdade e do Benestar?

Y en segundo lugar, de no hacer lo anterior que según vemos sería lo mejor para su Mayor Bien... ¿Por qué le denegaron el derecho de irse con dignidad, sin traumas, con un periodo de adaptación para que no hiciese el SÍNDROME DEL ABANDONO y respetando sus derechos humanos?

Dígame Señor Jefe de Servicio ¿por qué? ¿por qué han hecho ustedes ésto?

Me gustaría y espero que si la Justicia lo requiere, me aclare ésto Señor Jefe de Servicio de Menores, pero ésta vez le ruego ¡háble mirándome a los ojos! y no como en aquel despacho de la Delegación el 21 de Enero, que no tuvo usted el valor de hacerlo, siempre se mantuvo con la cabeza baja, ¿por qué sería? ¿sería que le remordía la conciencia?

Si Dios y la Justicia quieren y existen, del primero no tengo dudas, de la segunda quisiera no tenerlas, ¡nos veremos en el Juzgado Sr. Jefe del Servicio de Menores!

Hasta pronto y mientras tanto hágame un favor, cuando se trate de niños HAGAN DENTRO DE LO MALO O LO BUENO, SIEMPRE, SIEMPRE LO MEJOR.